TU BOLSA DE LA COMPRA


Precio
CANTIDAD

TOTAL

€0,00 Actualizar Carrito

En este resumen de carrito no se incluyen los gastos de envío.

¿Recogida en tienda?


Alimentos de temporada en agosto

 

El verano va avanzando y sin darnos cuenta ya estamos en agosto. Este es, junto a julio, el mes más caluroso del año, principalmente en las zonas costeras. Todos los que pasamos nuestras vacaciones en la playa notamos el considerable aumento de las temperaturas y la humedad. Por eso es muy importante mantenernos hidratados y consumir alimentos que nos permitan afrontar estos días llenos de salud.

En este nuevo artículo del blog de Santa Teresa vamos a hablarte de los alimentos de temporada del octavo mes del año, que son muchos y muy apetecibles. Si nos acompañas, en las siguientes líneas te explicaremos las bondades de cada uno de ellos.

Hidrátate con cada bocado

Según el histórico de temperaturas de los últimos cincuenta años, la costa valenciana presenta una media de 31º centígrados de máxima durante agosto y una humedad de casi el 80%. En Sevilla la temperatura suele mantenerse en máximas de 35º, mientras que en Madrid o Valladolid llegan a 31º. Esto quiere decir que la pérdida de líquidos es mucho mayor que en el resto del año. Por tanto, el consumo de agua también lo ha de ser.

Como hemos hablado en anteriores posts, el cuerpo intenta disipar el calor exterior a través de mecanismos como la sudoración para regular la temperatura. Pero esto, conlleva una pérdida de líquidos que necesitan ser compensados y ahí entra en juego la alimentación.

Los alimentos no solo nos aportan nutrientes, también nos hidratan. De hecho, las frutas y verduras nos dan casi un tercio del agua que necesitamos cada día. Por eso, si seleccionamos bien, podemos encontrar en la comida un gran aliado contra el calor, porque, al fin y al cabo, somos lo que comemos. Igual que en julio, este es un mes propicio para disfrutar de un buen vaso de gazpacho o salmorejo, ensaladas, frutas o pescados.

Principales alimentos de temporada en agosto

Frutas

Agosto se convierte en un nexo entre las frutas más primaverales y las que alcanzarán su punto de máxima calidad en el inicio del otoño. Como ejemplo te ponemos nuestro querido membrillo, porque es a partir de este mes donde empieza su recolección. Estas son las frutas que te recomendamos:

Mango: suena exótico, pero cada vez está más asentado en España y sus beneficios son muy amplios. Nos aporta grandes cantidades de vitamina C y E, además de ser rico en fibra. Se incluye dentro de los alimentos anticancerígenos.

Frambuesa: es una de las grandes fuentes de antioxidantes que encontramos en la naturaleza. Además, es muy sana, puesto que en un cuenco de frambuesas apenas tenemos 60 calorías. Nos aporta beneficios sobre la presión arterial y el ritmo cardiaco.

Paraguaya: si no lo sabías, esta fruta procede de la china ancestral. Es una fruta poco resistente al frío, por lo que su mejor época es el verano. Aporta vitaminas A y C, además de multitud de minerales como el hierro, el magnesio o el cinc.

Uvas: ha estado presente en la gastronomía mediterránea desde la Antigüedad Clásica. Nos ofrece grandes aportes de hierro, zinc, fósforo o potasio, además de ser muy refrescante puesto que el 80% de su composición es agua.

Verduras

El sol del verano logra que en agosto podamos disfrutar de algunas de las verduras estrella de los recetarios tradicionales. Las huertas empiezan a dar frutos verdes como judías, calabacines, acelgas o berros que nos irán acompañando en los siguientes meses. Vamos a hablarte de algunos de ellos:

  • Berenjena: una de las verduras clásicas del sur del país, muy presente en sus menús. No es para menos, puesto que es diurética, apenas tiene grasa y es rica en ácido fólico.
  • Cebolla roja: una de sus grandes propiedades es que nos ayuda a combatir la hipertensión gracias a la quercetina, muy presente en su composición. Además, previene tumores y retrasa el envejecimiento celular.
  • Berros: estas plantas de origen asiático son una gran fuente de proteína vegetal, además de contener grandes cantidades de fibra, potasio, hierro y calcio. Son estupendos para ensaladas ligeras.
  • Acelga: se agrupa dentro de los llamados superalimentos y motivos no faltan. Contiene vitaminas A,B,C,E y K, aporta ácidos Omega-3, es rica en fibra y en minerales. Además, es muy fácil de cocinar.

Pescados y mariscos

Y por último los frutos del mar. Siguiendo la estela de los meses anteriores, agosto es un buen mes en cuanto al pescado, ya que algunas de las especies más demandadas alcanzan ahora el mejor momento para su compra. Tendremos a nuestra disposición pescado azul como el atún o las sardinas y distintas variedades de moluscos. Pero hemos querido destacar las siguientes:

  • Pez espada: contribuye a reforzar nuestro tejido óseo, gracias a su gran aporte de fósforo. Al ser un pescado azul ayuda a reducir el colesterol y su contenido en ácido fólico lo hace muy recomendable para las embarazadas.
  • Sepia: este molusco, tan clásico del verano, es mucho más que un aperitivo de terraza. Nos ofrece una buena cantidad de yodo, fundamental para el desarrollo de los niños. Además, previene las enfermedades cardiovasculares.
  • Nécora: es uno de los mariscos más sabrosos del mercado y agosto es su mejor mes. Es rica en ácidos grasos Omega-3, vitaminas, yodo y cinc. Como cualquier marisco, se tiene que consumir con moderación.
  • Trucha: se trata de un pescado semigraso que contiene 3 gr de grasa por 100 de producto. Es un alimento muy nutritivo que nos regala potasio, fósforo y selenio. Es antioxidante y ayuda a nuestro metabolismo.