La importancia de la alimentación en la salud mental – Santa Teresa Gourmet

TU BOLSA DE LA COMPRA


Precio
CANTIDAD

TOTAL

0,00 € Actualizar Carrito

En este resumen de carrito no se incluyen los gastos de envío (+4,95€).

¿Recogida en tienda?


La importancia de la alimentación en la salud mental

 

En estos años tan duros que estamos viviendo, el Covid-19 está a la cabeza de cualquier charla y debate médico habitual. Sin embargo, cada vez asoma con más fuerza una temática que apunta a ser la próxima pandemia; hablamos de la salud mental.  Cada vez son más las personas que en el mundo occidental necesitan los servicios de psicólogos y psiquiatras para hacer frente a problemas derivados, en muchos casos, de las difíciles condiciones sociales que nos está tocando afrontar.

En este sentido, diferentes estudios han demostrado que llevar una alimentación sana reduce, y mucho, las posibilidades de sufrir afecciones relacionadas con el estrado de ánimo como la depresión o el estrés. En el artículo de hoy de Santa Teresa, vamos a conocer algunos detalles sobre este asunto que es clave para el bienestar tanto individual, como familiar.

Salud mental y alimentación

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), lleva años haciendo hincapié en la relación entre la ausencia de ciertos nutrientes con la aparición de enfermedades mentales. Entre otros, se hace mención a minerales como el cinc, el hierro o el magnesio, presentes en carnes y verduras, vitaminas B y C, procedentes de la fruta o los ácidos grasos del pescado.

La dependencia energética de nuestro cerebro hace que sea fundamental disponer de este tipo de recursos para, no solo que funcione de manera adecuada, sino que también se desarrolle correctamente. De ahí que sea tan importante la correcta alimentación en niños y adolescentes. Sin embargo, es en la edad adulta cuando se producen de manera mayoritaria estas carencias, tal vez por exceso de confianza, desinformación o el frenético ritmo del día a día.

Tal es la importancia de la alimentación en la salud mental, que existen estudios como el de la Universidad de Harvard en el año 2005 en el Issue of Biological Psychiatry, que sentaron las bases sobre la evidencia de que algunos alimentos como las nueces, ciertos pescados o la miel pueden incluso tener más efecto que las pastillas en algunas afecciones.

Del mismo modo, la Universidad de Gotemburgo (Suecia), según datos recogidos por National Geographic, indica que existe un vínculo claro entre la alimentación pobre y la depresión. Y ahí es donde entra en juego la dieta mediterránea, rica en verdura y aceite de oliva, que actúan como firme defensa ante estos cuadros médicos.

Las bondades de la dieta mediterránea

Una vez más, desde Santa Teresa, queremos alabar el valor de lo nuestro. Vivimos en un país privilegiado en cuestiones de alimentación, donde los menús diarios están asentados en la dieta más elogiada por los expertos a nivel mundial: la mediterránea.

Sus beneficios para la salud son tantos, que es muy habitual mencionarla en cualquier temática que tenga relación con el bienestar y eso, por supuesto, incluye también al mental.  

Los pilares fundamentales de esta dieta tan nuestra son los productos frescos de temporada, especialmente las frutas, verduras y pescados. Si nos sigues con asiduidad, sabrás que los productos Santa Teresa siguen las directrices de la dieta mediterránea. Y es que, como ya te has dado cuenta, son los mismos productos que se recomiendan para mantener una buena salud mental.

Al final, nuestro cuerpo es un mecanismo que precisa de un equilibrio para funcionar de manera correcta y, en ese sentido, la dieta mediterránea se adapta a la perfección. Las cremas de verduras, el hummus, los gazpachos y un sinfín de recetas elaboradas con este tipo de ingredientes, nos cuidan por dentro y por fuera.

Consulta aquí las recetas sanas y naturales de Santa Teresa

Disfruta en la mesa y sé feliz

Pocas cosas hay en este mundo que nos eleven el ánimo tanto como una comida con amigos, familiares o pareja. En nuestra cultura la gastronomía es más que simple alimentación, es parte de la vida, tanto como lo son los abrazos o los besos. Una mesa con risas, gente querida y un buen menú, puede ser el empujón que necesitamos para llenarnos de optimismo.

Porque la alimentación también es ese hilo conductor que nos permite relacionarnos, intercambiar opiniones y sonreír. En un tiempo como este, tal vez sea el hábito que más necesitemos recuperar.

De modo que, ya sabes, entra en nuestra web o visita las tiendas Santa Teresa, elige algo que te guste y compártelo con las personas que te hacen sentir bien. Te lo mereces, se lo merecen.