TU BOLSA DE LA COMPRA


Precio
CANTIDAD

TOTAL

€0,00 Actualizar Carrito

En este resumen de carrito no se incluyen los gastos de envío.

¿Recogida en tienda?


La vuelta al cole: ¿qué tienen que comer nuestros hijos en los recreos?

 

Septiembre es sinónimo de vuelta al cole. Tras un largo periodo vacacional, los más peques de la casa vuelven a preparar sus mochilas y se disponen a reencontrarse con sus amigos y profesores. Para algunos niños supone una alegría y para otros un suplicio, pero sin duda, para todos los padres se convierte en un desafío. La compra de nuevos materiales, uniformes, adecuación de horarios o transporte son solo algunas de las dificultades de las que los adultos se ocupan llegadas estas fechas. Otra, por supuesto, es la alimentación, un pilar fundamental para el desarrollo de nuestros hijos.

Aunque es cierto que cada día tenemos más posibilidades e información para que toda la familia pueda alimentarse de una manera saludable, aún queda una frontera que se antoja difícil de superar. Son precisamente las horas escolares las que pueden marcar la diferencia en las dietas de las niñas y niños, porque es justo ahí donde los padres no están. Hoy vamos a hablar de este tema para que puedas obtener algunas pautas que mejoren sus almuerzos.

¿Cómo funciona el metabolismo de los niños

El metabolismo es el conjunto de reacciones químicas producidas por el organismo que logran que nuestro cuerpo funcione con normalidad. Durante estos procesos, el cuerpo transforma el alimento en energía o la almacena para cuando sea necesario utilizarla. Cuando se aportan más nutrientes de los que se necesitan, estos se guardan principalmente en los músculos y en el tejido graso.

Por eso, tanto en niños como adultos es fundamental encontrar el equilibrio entre nuestra actividad física y el tipo de dieta que llevemos. Tanto o más perjudicial es llevar una vida sedentaria y comer en exceso, que ser muy activos y no llegar a la cantidad de nutrientes que necesitamos. En ese sentido, hay niños cuyo metabolismo es más rápido de lo habitual y de inmediato convierten el alimento en energía, pero cuando es al contrario, será necesario practicar deporte para que no derive en obesidad. En Santa Teresa tenemos claro que somos lo que comemos y por supuesto, lo más pequeños también.

Algunos tips sobre la alimentación en los recreos

  • Aleja los alimentos ultraprocesados, refrescos y bollería industrial. Tristemente y pese al gran volumen de advertencias en este aspecto, es habitual encontrar en los colegios a niños y sobre todo adolescentes, que tienen en este tipo de aperitivos una alternativa recurrente. La alta concentración de azúcar, las grasas saturadas y los aceites vegetales, son responsables de muchos problemas de salud.
  • No renuncies al clásico bocadillo. Nuestras madres y abuelas son una fuente de referencia cuando hablamos de la alimentación. Y es que no hay nada como lo tradicional. Un bocadillo, con el tamaño adecuado y los ingredientes idóneos, es la opción perfecta para obtener toda la energía que necesitan a estas edades. Pavo con manzana, atún con tomate, aguacate con queso… son solo algunos ejemplos saludables además de apetecibles.
  • Los frutos secos son una alternativa rápida y nutritiva. Si tu hija o hijo son de ese tipo de niños que no son capaces de quedarse sentados ni un minuto, los frutos secos les aportaran muchos nutrientes en apenas un puñado. Hay que medir las cantidades muy bien, porque, por ejemplo, tan solo cinco nueces aportan casi 200 kcal.
  • Prepara almuerzos y meriendas que no manchen. Aunque no tiene que ver directamente con la alimentación, la comodidad a la hora de comer puede ser un factor decisivo. Por ejemplo, si optas por fruta con alto contenido en agua, como una pera, mejor que vaya en un tupper, fresca y cortada. De lo contrario, hay muchas posibilidades de que acabe en el fondo de la mochila. A fin y al cabo, a nadie le gusta tomar algo que manche y que no resulte apetitoso a la vista.

Las propuestas de Santa Teresa

 

 

Como sabes, nuestro objetivo es tu bienestar. Dentro de las recetas Santa Teresa existen muchas opciones que pueden ayudarte en los almuerzos en el cole. Por ejemplo, el hummus, una forma cada vez más popular de tomar legumbres y que gusta a todo el mundo. Nosotros te lo damos preparado con ingredientes cien por cien naturales. Ya lo tomemos solo, con verduras o picos de pan, está riquísimo y a los niños les encanta.

Otra cosa que seguro que les vuelve locos es nuestro membrillo. ¿Por qué no lo incorporas de vez en cuando a los sándwiches o bocadillos acompañado de queso? Es un producto que, con moderación, aporta la energía que puedan necesitar durante la jornada. Como ya sabes, es un alimento utilizado de manera habitual por los deportistas de élite para recuperar fuerzas y rendir mejor.